Ciberataques basados en inteligencia artificial

Los avances tecnológicos son cada vez mayores y se están insertando con más rapidez en la cotidianidad de la sociedad y no es una excepción con la inteligencia artificial. Actualmente, dispositivos que se encuentran en entornos domésticos con asistentes de voz se encuentran interconectados.

La aplicación de la inteligencia artificial ha sido no sólo para optimizar la experiencia de los usuarios, sino para mejorar, acelerar y aliviar procesos que antes requerían mayor tiempo en su realización, sin embargo, también se está utilizando para realizar hackeos masivos.

Un equipo de investigación de IBM Corp ha advertido sobre el uso de una técnica de la inteligencia artificial, llamada aprendizaje de máquinas (machine learning), utilizada para crear programas de hackeo que ponen en peligro cualquier sistema defensivo, porque muchos de estos programas logran evadir los escudos de ciberseguridad.

El aumento de ciberataques

Los nuevos programas basados en (IA) pueden codificarse para mantenerse inactivos hasta lograr conseguir un objetivo específico dentro del programa que desea hackear, lo que para las empresas de seguridad cibernética se convierte en una tarea más difícil al momento de ofrecer un sistema totalmente blindado a este tipo de ataques.

Los expertos aseguran que este tipo de ataques se harán comunes en muy poco tiempo, porque los esquemas de construcción gratuitos de inteligencia artificial están disponibles en el buscador de Google de la empresa Alphabet y otros sitios web.

Algoritmo que suplanta voces

En el 2017, la startup llamada Lyrebird creó un algoritmo capaz de imitar la voz de cualquier persona, logrando hablar de la misma manera, al punto de utilizar hasta sus expresiones verbales. Este procedimiento, basado en la inteligencia artificial se probó como algoritmo que imitaba a los últimos presidentes de Estados Unidos.

Aunque no es una tecnología desarrollada en su totalidad, utilizada por hackers imitando voces de personas o personalidades de una comunidad o región, podrían servir de acceso a bases de datos personales, contraseñas, claves de acceso a cuentas bancarias o números de tarjetas de muchas de personas.

Correos electrónicos controlados por malwares

Las empresas realizan con más frecuencia campañas de marketing digital y de inbound marketing, generando contenido específico para el mercado al que desean atraer, y es así cómo los hackers podrían acceder a los correos electrónicos de los usuarios y tomar información, sin necesidad de crear páginas web falsas enfocadas en el phishing, estafas electrónicas u obtención de datos de forma fraudulenta.

Malware en smartphones

Los recientes modelos de smartphones están adoptando la inteligencia artificial a través de sus nuevos chips. De esta manera, cada dispositivo podrá descifrar varias acciones repetidas del dueño para realizar un modo predictivo de las aplicaciones, servicios y búsquedas más utilizadas.

Esto es de gran utilidad para la llamada Big Data, almacenamiento inteligente de datos, con el que determinarán con más exactitud los productos que más le interesen al usuario. La contraparte de este beneficioso estudio es que la utilización de estos datos por parte de los ciberatacantes podría servirles para ingresar a través de la IA y obtener datos personales de cada individuo.

La inteligencia artificial ya no representa un nivel de desarrollo alejado de la realidad; es el ahora y con ella se podrán seguir creando tecnologías y mejoras cada vez más adaptadas a las necesidades de diferentes usuarios. La tarea para las grandes empresas, gobiernos y entes reguladores es buscar e implementar medidas realmente efectivas de ciberseguridad para resguardar la privacidad de los ciudadanos frente a posibles ciberataques que puedan exponerlos a peligros.

Somos un centro de innovación tecnológica, siempre estamos buscando cuáles son las novedades que aparecen constantemente en el mundo digital, para compartirlas contigo a través de nuestro blog, así podrás estar al día siendo parte activa de la revolución tecnológica que estamos viviendo. Amamos lo que hacemos y es la fuerza que nos lleva a seguir adelante.